IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Tres muertos tras masivo paro nacional en Colombia que pone en jaque al presidente Duque

También resultaron heridos 122 civiles y 151 uniformados. Cientos de miles de colombianos marcharon este jueves en todo el país suramericano y el resto del mundo para manifestar su profundo descontento con el gobierno de Iván Duque, la muestra de rechazo más contundente en sus 15 meses de mandato.
/ Source: Telemundo

Tres personas murieron este jueves luego de que decenas de miles de colombianos marcharan en cientos de ciudades en todo el país suramericano y en el resto del mundo para manifestar una profunda inconformidad con el Gobierno de Iván Duque, según dijeron las autoridades. Esta es la muestra de rechazo más contundente a su gestión y a su partido conservador, el Centro Democrático.

Cuatro voceros de organizaciones sindicales y activistas estudiantiles que promovieron el paro le dijeron a la agencia de noticias AFP que más de un millón de personas se manifestaron en las principales ciudades de Medellín, Cali, Barranquilla y Cartagena, y decenas más en todo el territorio. Las autoridades cerraron las fronteras en precaución desde la noche del miércoles.

También se manifestaron en Miami, Nueva York, Madrid, Barcelona, París, Hamburgo, Ciudad de México, Buenos Aires y Melbourne, Australia.

¿Hubo muertos o heridos?

Los manifestantes en una protesta en Bogotá, Colombia, el 21 de noviembre de 2019.Foto AP / Fernando Vergara / Foto AP / Fernando Vergara

El ministro de Defensa Carlos Holmes Trujillo dijo en una rueda de prensa a la mañana del viernes que murieron dos personas en Buenaventura y otra en Candelaria, en el departamento de Valle del Cauca en el suroeste del país. 

Las marchas fueron en su mayoría pacíficas hasta el mediodía, cuando se tornaron violentas debido a minorías. Tanto civiles como policías y miembros del ejercito resultaron heridos: 122 civiles con heridas leves y 151 uniformados lesionados, según el balance oficial a nivel nacional.

También hubo 98 capturados.

Según informó el alcalde Enrique Peñalosa en una rueda de prensa, 26 ciudadanos y 74 policías resultaron heridos, dos de ellos graves. Noticias Telemundo pudo constatar de por lo menos 10 en diferentes localidades del país, varios de ellos a manos de la policía, quien detonó gases lacrimógenos muchas veces contra grandes poblaciones manifestándose pacíficamente. 

En enfrentamientos entre encapuchados en Bogotá y la policía antidisturbios, el Esmad, no es claro quiénes explotaron explosivos caseros como las llamadas bombas molotov y papas bomba. 

Cali fue el foco principal de saqueos y violencia, donde se declaró toque de queda. Allí, además de las tres muertes en la región, resultaron heridos 51 civiles y 41 uniformados, dijo a la prensa un general de la policía de Cali.

También se registraron por lo menos 3 heridos en la ciudad de Manizales en el centro del país.

 ¿Cómo respondieron las autoridades?

En la ciudad de Popayán al suroeste del país, al menos 10 personas fueron arrestadas, reportó W Radio, mientras que en la capital la cifra fue de por lo menos 70 detenidos, dijo el alcalde Peñalosa. 

"Posibles actuaciones irregulares"

En varios casos, el Esmad arremetió desproporcionadamente contra los manifestantes. Un oficial pateó en la cara a una mujer tumbándola a la calle, momento reportado por la prensa y varios testigos que se volvió viral en redes.

En varios casos la policía misma causó disturbios infiltrándose vestidos de civiles, como pudo documentar el diario El Tiempo. No es la primera vez que ocurre y la Fiscalía General investiga casos anteriores.

Francisco Toquica, residente de Bogotá y editor de la editorial independiente Caín Press, estuvo presente en las marchas y le relató a Noticias Telemundo que pudo observar cómo en la mañana un grupo de encapuchados (que es como tanto el Esmad o grupos instigadores infiltran y causan destrozos en las protestas) lanzó una bomba casera a un grupo de estudiantes en una intersección. Ellos sin embargo le abrieron paso, no reaccionaron y continuaron con su marcha.

En la noche, un policía uniformado le arrojó piedras a un establecimiento donde están acuarteladas varias personas, mientras sus compañeros arrastraban detenida a una persona.

El ministro de Defensa dijo el viernes que abrieron 11 indagaciones preliminares por "posibles actuaciones irregulares" de miembros de la policía contra manifestantes en Bogotá, Cali, Manizales y Cartagena.

 ¿Por qué protestan?

Marchan porque Colombia es uno de los países con la tasa de desigualdad más alta del mundo, con uno de los salarios mínimos más bajos de Latinoamérica, con tasas de pobreza extrema y mendicidad infantil que continúan estancadas desde hace años, todos problemas que los gobiernos de turno han prometido atajar sin éxito.

"El Gobierno de Colombia desde hace años viene dándole la espalda a la gente", le dijo a Noticias Telemundo Juan Santiago Vieco, residente de Bogotá de 32 años que salió a manifestarse con sus amigos este jueves.

"Colombia realmente está viviendo todavía en una colonia dirigida por terratenientes y por grandes consorcios que lo único que les interesa es crecer y crecer... sin importar el daño que causen", dijo.

Vieco, director creativo del podcast 'Pa' qué opino si igual no me van a hacer caso', añadió: "Es supremamente frustrante que el presidente Duque sea un títere para esos terratenientes.... Nos están suprimiendo la libertad para hacer dinero, para hacer crecer la economía". 

Pero fue, sobre todo, una serie de fracasos recientes del Gobierno lo que sacó a cientos de miles a alzar su voz en las calles:

- 18 niños murieron en un bombardeo fallido del Gobierno a un campamento de disidentes de las FARC, guerrilla de izquierda, que provocó la renuncia del ministro de Defensa.

- El Gobierno trató de ocultar los detalles y cómo remataron a los niños que no murieron en el bombardeo.

- Se han multiplicado en los últimos años los asesinatos de líderes sociales y de indígenas.

- El incumplimiento de parte del Gobierno del Acuerdo de Paz con las FARC.

- Una reforma tributaria impulsada por el Gobierno en trámite en el Congreso, cuyos críticos dicen perjudica a las clases medias y bajas y beneficia a los más adinerados.

- Un presidente Duque que no responde a las críticas. Cuando un periodista le preguntó por el bombardeo de los niños, Duque le respondió: “¿De qué me hablas, viejo?”. La frase, para muchos una muestra inaceptable de arrogancia, se volvió viral.

“Siento que es un Gobierno mediocre, que nos da la espalda, que no nos ha querido oír”, le dijo a Noticias Telemundo Mauricio Toro, representante por Bogotá del Partido Verde en el Congreso nacional.  

“Es arrogante, le da la espalda a los problemas, se hace la víctima frente a las críticas”, dijo Toro.

Toro salió a marchar junto con otros miembros del Congreso de su partido, que es de centro izquierda, entre ellos cinco senadores, y otros seguidores. “Estaba muy tenso”, dijo el congresista. Había llovido desde la mañana y el frío era intenso, agregó.

Las calles vacías de carros habían dado paso a miles a pie con pancartas, tambores, instrumentos, disfraces. A pesar de la lluvia, salieron con sombrillas y ponchos. 

Fotos por Francisco Toquica.

También se unieron a las marchas la alcaldesa electa Claudia López, del Partido Verde y el excandidato a la presidencia por el partido de izquierda Gustavo Petro. Artistas como Juanes, Carlos Vives y Li Saumet de Bomba Estéreo hicieron llamados a manifestarse pacíficamente. 

Además de las quejas ya enumeradas, Toro dijo que también marchó para exigir “salarios decentes”, una mejor defensa del ambiente y de los derechos de los estudiantes, “quienes han pedido a gritos” una reforma que solucione enormes “problemas de gestión y de infraestructura”.

Este jueves, el edificio del Congreso de la República, la Plaza de Bolívar, la alcaldía de Bogotá y el Palacio de Nariño, sede el gobierno nacional, sufrieron daños a sus fachadas, las cuales las autoridades intentaron proteger de antemano anticipando las protestas.

El alcalde de Cali, Maurice Armitage, decretó toque de queda de 7 pm a 6 am del viernes, hora local, “debido a los disturbios y hechos violentos”, dijo la alcaldía en un tuit. “Las personas que estén por fuera en este lapso serán detenidas por las autoridades”.

¿Qué dice el Gobierno?

El presidente Iván Duque junto a altos mandos militares, el 7 de noviembre en Bogotá, Colombia.AP / AP

En una declaración televisada a la noche del jueves, Duque dijo, "Quiero resaltar la actitud de la ciudadanía, que rechazó a los vándalos y dejó claro que, para expresarse, no se necesita acudir a la violencia”.

El presidente dijo que “los vándalos no representan el espíritu” de la protesta social, y agregó que “ni el crimen ni la intolerancia tienen espacio en nuestra sociedad”.

“Los hechos sucedidos con posterioridad a la marcha son vandalismo puro y no obedecen a una expresión de la voluntad popular, ni serán legitimados por el derecho a la protesta. No permitiremos saqueos y atentados contra la propiedad privada. Y vamos a aplicarles todo el peso de la ley”, dijo Duque.

Duque y su Gobierno han estado en contra de las manifestaciones desde que fueron anunciadas semanas atrás. Así también lo ha dicho su vicepresidenta y su mentor el expresidente Álvaro Uribe Vélez, ahora senador y mayor portavoz de ese partido y de la derecha en Colombia.

El alcalde Peñalosa dijo en una rueda de prensa este jueves en la noche que a pesar de los disturbios y daños de "algunos vándalos" la fuerza pública "logró imponer el orden". 

Peñalosa agradeció a "los que marcharon y se comportaron democráticamente”.

"Es importante señalar que nuestra fuerza pública es respetuosa de los protocolos”, dijo el alcalde, “no uso armas letales… aquí no ocurre como en otros países” refiriéndose a las protestas y disturbios masivos que ha sufrido la región.

Peñalosa dijo que hubo “daños de varios miles de millones de pesos al Gobierno”, se vandalizaron 56 de las 138 estaciones de Transmilenio, el transporte masivo de la ciudad, y 74 buses particulares, lo que afecta sobre todo a ciudadanos de menos recursos.

El alcalde dijo que el sistema de transporte masivo de Bogotá se reactivará el viernes.

Los colombianos en el exterior

La crisis en Colombia lleva años cocinándose y vivió años incluso más álgidos, como en los 90 por la violencia del narcotráfico y las guerrillas. Todo esto ha causado olas de emigración que han dejado colombianos por todo el mundo. Ellos este jueves también marcharon inconformes. 

"No es de ningún partido", le dijo a Noticias Telemundo, Jorge Andrés Cortes, empresario colombiano que vive en Miami hace 15 años, "hay un sentimiento en común que se debe escuchar, de muchas cosas que pasan en el Congreso, o que no pasan, como leyes contra los violadores o leyes anticorrupción", dijo. 

Cortes criticó los altos sueldos de los congresistas, quienes "si de verdad trabajaran por la gente que los eligió, podrían proveer una mejor calidad de vida", dijo. 

"Es un sentimiento de todos los colombianos de que la política no ayuda a la sociedad, sino que la limita". 

Lea también:

Tensión en Colombia por paro nacional en momentos de agitación en Latinoamérica