Un mexicano preside por primera vez a los católicos en Estados Unidos

José Gómez, arzobispo de la diócesis de Los Ángeles, es nativo de Monterrey y entre sus prioridades destaca “promover el liderazgo de hispanos y mujeres en la iglesia y en Estados Unidos”.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Un sacerdote defensor de los inmigrantes se ha convertido este martes en el primer hispano que preside a los católicos de Estados Unidos, en un momento crucial tanto para esta iglesia, sacudida por el escándalo del abuso sexual a menores, como para los inmigrantes, siendo él mismo mexicano. 

La conferencia nacional de los obispos, reunidos en Baltimore (Maryland), eligió hoy para liderarles a José Gomez, arzobispo de Los Ángeles (la más populosa del país) y actual vicepresidente de la organización. Gómez sucede a Daniel DiNardo, arzobispo de Galveston-Houston, quién ocupó el cargo en los últimos tres años

Gomez, nativo de Monterrey, está considerado un conservador práctico, y ya ha manifestado públicamente una postura en defensa de los inmigrantes. 

Tras la matanza en agosto en El Paso, Texas, cuando un pistolero mató a 22 personas apuntando a víctimas hispanas, el arzobispo escribió un artículo de opinión en el que condenó fuertemente la violencia contra su comunidad de origen y los inmigrantes.

"Los hombres y las mujeres no se vuelven menos humanos, menos hijos de Dios, porque son 'indocumentados'", mantuvo Gomez, "sin embargo, en nuestra nación, se ha vuelto común escuchar hablar y tratar a los migrantes como si de alguna manera no les importara".

Gómez, de 67 años, también incluye entre sus prioridades “promover el liderazgo de hispanos y mujeres en la Iglesia y en EEUU”, según su propia web

Tendrá ahora que enfrentarse a unos de los asuntos más incómodos para la iglesia católica, los abusos sexuales contra niños, que ya dominó las dos asambleas nacionales más recientes, entonces presididas por DiNardo. 

En la asamblea de esta semana, el tema surgirá probablemente de forma más ocasional, por ejemplo, en una actualización programada sobre el establecimiento de un sistema nacional de informes de terceros por abuso o mala conducta de los obispos.

Otro de los temas previstos en la agenda es el desarrollo de una "visión integral" para el ministerio hispano/latino, que se completará en los próximos años. 

Si bien los hispanos representan aproximadamente el 37% de todos los católicos estadounidenses, ya no son un grupo mayoritariamente católico, según el Centro de Investigación Pew. Una encuesta reciente de este instituto refleja que actualmente el 47% de los hispanos en EEUU se definen católicos, frente al 57% en 2009.

La reunión de Baltimore se lleva a cabo en el contexto de una investigación del Vaticano sobre el obispo Richard Malone de Buffalo, Nueva York, acusado de encubrir a miembros del clero responsables de abusos. El director de la investigación, el obispo Nicholas DiMarzio de Brooklyn, aseguró el 31 de octubre que había concluido su trabajo y había presentado un informe al Vaticano.

RELACIONADAS

Mexicano ocupará la segunda posición más importante de la iglesia católica en EEUU