Ante la crisis por desaparecidos, México presenta un portal para reportar nuevos casos

Con el portal, el gobierno de un país con más de 40,000 desaparecidos pretende facilitar que familiares y autoridades reporten datos, ante críticas al sistema anterior.
Una protesta de familiares de personas desaparecidas en Ciudad de México
Una mujer sostiene la fotografía de un familiar durante una marcha en Ciudad de México, el 30 de agosto, para exigir avances en la búsqueda de personas desaparecidas.Marco Ugarte/AP / Marco Ugarte/AP

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

México, en medio de lo que el propio gobierno ha calificado como una "crisis de derechos humanos en materia de desapariciones", ahora tiene una plataforma que pretende agilizar el registro y búsqueda de esos más de 40,000 mexicanos y extranjeros de los que no se tienen noticias.

El nuevo portal, presentado el jueves como “plataforma única en el mundo”, fue desarrollado por la Secretaría de Gobernación mexicana en colaboración con la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas. La plataforma pretende facilitar que los familiares y funcionarios den información sobre las personas cuyo paradero se desconoce para reforzar las búsquedas y la coordinación entre autoridades, según el gobierno federal.

En el país también se estima que hay por lo menos 26,000 cuerpos no identificados y han sido halladas más de tres mil fosas comunes, de acuerdo con datos de la Secretaría de Gobernación.

Las cifras reales posiblemente sean mayores, pues el registro de personas desaparecidas se hace a nivel local y no siempre se generan carpetas de investigación: la agencia estadística del país estima que hay una “cifra negra”, de delitos no reportados, del 90%.

Con el portal, “el registro de personas desparecidas o no localizadas podrá realizarse aun cuando no exista una denuncia, e incluso de manera anónima y desde cualquier parte del mundo”, afirma la secretaría de Gobernación.

La plataforma web solicita información como la edad de la persona, la “hipótesis de la desaparición” (con categorías como accidente o desaparición forzada) y el estado civil.

Aunque el portal para hacer el reporte fue presentado como un paso inédito en el país, expertos señalan que deja qué desear.

“Dedicaron un año casi a desarrollar esto y con ese tiempo tengo más dudas que certezas sobre cómo verifican los reportes, si se va a volver solo una base de datos más que tenga casi lo mismo que el registro previo o cómo van a transparentar el seguimiento a los casos", dijo Mónica Meltis, directora de Data Cívica, a Telemundo Noticias. Meltis ha trabajado de mano con familiares y colectivos de desaparecidos desde hace varios años para exigir mayor acción del gobierno en cuanto a las desapariciones.

"Me parece bien que haya una plataforma en manos de la ciudadanía, sobre todo porque así participan los que tienen miedo de acudir ante autoridades, pero para que esto avance, que esto que todos queremos, realmente creo que faltan reglas, guías y protocolos y el que no existan todavía me preocupa", añadió Meltis. 

Data Cívica, junto con otras organizaciones civiles, también desarrolló hace dos años una base de datos titulada Personas, no renglones, para hacer lo que el gobierno apenas pretende iniciar: que cada registro de persona no localizada sea un nombre en vez de una cifra anónima como había sido hasta ahora.

El presidente Andrés Manuel López Obrador prometió desde la campaña del año pasado que resolver la crisis de desapariciones sería una de sus prioridades. Además de la plataforma, ha creado comisiones especiales para casos paradigmáticos como el de 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, de los que no se sabe nada desde septiembre de 2014, cuando los camiones en los que viajaban los jóvenes fueron atacados. Los estudiantes normalistas fueron vistos por última vez a bordo de camionetas policiales.

Eligen, entre polémica, a una nueva comisionada de derechos humanos

María del Rosario Piedra Ibarra, de 68 años, fue nombrada el jueves por la noche la nueva encargada de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), el organismo encargado de recibir quejas de malas actuaciones de autoridades con el fin de emitir recomendaciones y vigilar el actuar de todos los sectores del gobierno.

Piedra Ibarra es hija de una reconocida activista, Rosario Ibarra, y su propio hermano fue secuestrado y está desaparecido. Sin embargo, la postulación de Piedra Ibarra ha despertado denuncias desde anoche.

Legisladores aseguran que la nueva defensora del pueblo fue designada el jueves en un proceso "opaco" en el que no se contaron dos votos y que no se alcanzó en realidad la mayoría necesaria pese a que fue confirmada al cargo.

Además, académicos y activistas señalan que Piedra Ibarra es demasiado cercana al partido gobernante -el año pasado fue candidata a diputada por ese partido, Morena-, razón por la que podría no ser imparcial al revisar posibles atropellos de los derechos humanos por parte de ciertos funcionarios. 

"Fue un proceso que la [Junta de coordinación política del Senado] vició y erosionó. Dañada la legitimidad, estará por verse si el desempeño [de Piedra Ibarra] garantiza autonomía", indicó en Twitter el senador independiente Emilio Álvarez Icaza, también exsecretario de la Comisión Interamerica de Derechos Humanos.

Por su parte, Piedra Ibarra prometió que si alguna autoridad morenista "incurriera en una violación" a los derechos humanos, sí la investigaría, aunque dijo a la agencia estatal Notimex que no pretende "golpear por golpear".

NOTAS RELACIONADAS

La ONU revela alarmantes cifras sobre desapariciones en México

Realizan murales con el rostro de mujeres desaparecidas en México