La Casa Blanca se niega a cooperar con la investigación de juicio político a Trump

El Gobierno acusó a los demócratas de querer deshacer las elecciones de 2016. Nancy Pelosi respondió que el presidente trataba de hacer de la ilegalidad una virtud.

Breaking News Emails

Get breaking news alerts and special reports. The news and stories that matter, delivered weekday mornings.
SUBSCRIBE
/ Source: TELEMUNDO

La Administración del presidente, Donald Trump, ha enviado una carta este martes a la presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, en donde ha aclarado que no cooperarán con la investigación de juicio político al mandatario.

La carta dice que el presidente “no puede permitir que su Administración participe en esta indagación partidista bajo estas circunstancias”, según el documento consultado por la cadena NBC. Y conmina con urgencia a que Pelosi “abandone los actuales esfuerzos inválidos”.

El Gobierno acusa a quienes investigan a Trump de querer “deshacer los resultados de la elección de 2016”.

“Por las razones anteriores, el presidente no puede permitir que sus procedimientos constitucionalmente ilegítimos lo distraigan a él y a los miembros del Poder Ejecutivo de su trabajo en nombre del pueblo estadounidense”, concluye el último párrafo de la carta.

Los líderes demócratas en la Cámara han criticado a la Administración por obstruir sus pesquisas en torno a la polémica conversación de julio entre Trump y su homólogo ucraniano, donde le pidió que investigase a Joe Biden, su rival político de cara a las elecciones de 2020.

Pelosi respondió a la carta la noche del martes acusando al presidente de "tratar de hacer de la ilegalidad una virtud".

"Esta carta es manifiestamente errónea, y es simplemente otro intento ilegal de ocultar los hechos de los descarados esfuerzos de la Administración Trump para presionar a las potencias extranjeras para que intervengan en las elecciones de 2020", escribió Pelosi.

Get the noticias newsletter.

"A pesar de los [impedimentos] de la Casa Blanca, vemos un creciente cuerpo de evidencia que muestra que el presidente Trump abusó de su cargo y violó su juramento de proteger, preservar y defender la Constitución".

Pelosi advirtió que Trump no estaba por encima de la ley y que los continuos esfuerzos para ocultar su presunto abuso de poder serían "considerados como una prueba más de obstrucción".

La Casa Blanca dijo que no consideraría válida su investigación a menos de que la Cámara tomara una seria de medidas, incluida la votación completa para iniciar los procedimientos de juicio político, permitir a los republicanos emitir citatorios y permitir al Gobierno que interrogue a testigos y tenga acceso a evidencia.

Este martes, la Casa Blanca prohibió al embajador estadounidense ante la Unión Europea que testificara ante el Congreso. Su declaración podría haber ilustrado si Trump presionó a Ucrania para investigar a su rival.

El presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, Adam Schiff, demócrata de California, el presidente del Comité de Asuntos Exteriores, Eliot Engel, demócrata de Nueva York; y el presidente de Supervisión y Reformas del Gobierno, Elijah Cummings, demócrata de Maryland, respondieron que planeaban emitir un citatorio contra Sondland para obtener su testimonio y documentos.

Los demócratas han dicho que emitirían un citatorio a la Casa Blanca por los documentos adicionales solicitados, si no eran entregados voluntariamente. En caso de que el Gobierno se rehúse a entregarlos, los opositores han dicho que utilizarían eso como evidencia de obstrucción de la justicia dentro de un juicio político.

El abogado personal de Trump Jay Sekulow criticó la estratgia de los demócratas la mañana de este martes. 

“Ahora, cuando la Casa Blanca decida ejercer su derecho constitucional, van a convertir eso en un artículo de juicio político. Eso es absurdo”, dijo Sekulow a NBC.

Trump dijo la semana pasada que dejaría que sus abogados decidieran si cooperaría con la investigación del Congreso.

Si bien la administración se ha negado a cooperar, los demócratas han seguido aumentando sus demandas. Sus líderes en la Cámara emitieron el lunes un par de citaciones al Secretario de Defensa, Mark Esper, y al director interino de la Oficina de Administración y Presupuesto, Russell Vought, exigiendo documentos y comunicaciones sobre la decisión de Trump de suspender la ayuda militar a Ucrania.

Hasta ahora, los demócratas han emitido seis citatorios como parte de la investigación de juicio político. Los otros apuntan al Secretario de Estado, Mike Pompeo, y al abogado personal de Trump, Rudy Giuliani. Los demócratas también han solicitado documentos al vicepresidente, Mike Pence, pero aún no han emitido un citatorio para el material.

El Congreso tiene una capacidad limitada para hacer cumplir esos citatorios, con posibles sanciones por incumplimiento que van desde declararlos en desacato hasta emitir multas diarias.

Hace más de un siglo, el Congreso envió a su sargento de armas para arrestar a un testigo por no cooperar, pero ese escenario es visto como un movimiento extremadamente improbable en la actualidad, reportó NBC.