El riesgo de cáncer de mama puede aumentar después del parto, según estudio

Las probabilidades son mayores cinco años después del nacimiento. La rápida expansión del tejido mamario en el embarazo puede facilitar el crecimiento o el inicio de las células cancerígenas.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Las mujeres que han sido madres pueden tener más riesgo de sufrir cáncer de mama que las que no, hasta 23 años después del último nacimiento, de acuerdo con un nuevo estudio publicado este lunes en la revista Annals of Internal Medicine.

"Lo que hemos visto fue este patrón donde el riesgo era mayor aproximadamente cinco años después del nacimiento, y luego disminuyó gradualmente a medida que pasaba el tiempo", dice Hazel Nichols, profesora asistente de epidemiología en la Universidad de Carolina del Norte, que es la autora principal del estudio, según recoge CNN.

Pero más allá de esos 23 años, el riesgo parece cambiar, por lo que el parto luego parece proteger contra el cáncer de mama, según el estudio. "Ese es realmente el punto en el que comenzamos a no ver una gran diferencia entre las mujeres que tenían un hijo y las mujeres que no habían tenido hijos", apunta Nichols. "A medida que avanzaba desde allí, comenzaron a surgir los beneficios de tener hijos".

No obstante, los expertos advierten de que las mujeres no deben preocuparse y que el riesgo es pequeño. El estudio se realizó en mujeres menores de 55 años, y "el riesgo de cáncer de mama es bajo en mujeres de estas edades en general", dijo Nichols. "Entonces, aunque el riesgo es mayor cinco años después del nacimiento, eso se traduce en un aumento muy pequeño en el número absoluto de mujeres diagnosticadas con cáncer de mama", aclara.

"Si tomáramos a las mujeres en nuestro estudio y comenzáramos a seguirlas alrededor de los 40 años, por ejemplo, y durante los próximos 10 años alrededor de los 50 años, habríamos tenido un 2,2% de mujeres con cáncer de mama en el grupo que había tenido niños, y alrededor de 1,9% en aquellas que no habían tenido hijos ", explica.

"Estas diferencias son muy pequeñas, pero siguen siendo importantes porque van en la dirección opuesta a lo que sabemos sobre estos factores de riesgo en las mujeres mayores". Pero, ¿por qué está relacionado el parto con el cáncer? "Lo que puede estar sucediendo es que el embarazo es un momento en el que hay un rápido desarrollo del tejido mamario, y las células de la mama se dividen rápidamente, y sabemos que cuando el tejido se expande rápidamente, hay más posibilidades de se produzca un error en una célula o que un error que ya se copie", explica la doctora. Por tanto, es esta rápida expansión del tejido mamario lo que puede facilitar el crecimiento o el inicio de las células cancerígenas.

Los investigadores también encontraron que, aunque la lactancia materna no parece influir en sus hallazgos, sí lo hicieron otros factores como la edad en que una mujer dio a luz, cuántos hijos tuvo y si tenía antecedentes familiares de cáncer de mama.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el cáncer de mama causa el mayor número de muertes relacionadas con el cáncer entre las mujeres. Solo este año, se estima que 627,000 mujeres murieron de cáncer de mama en todo el mundo, lo que representa aproximadamente el 15% de todas las muertes por esta enfermedad entre las mujeres, según la OMS.

Cerca de 41,000 mujeres y 450 hombres mueren cada año de cáncer de mama, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.