Este legendario asesino en serie aterrorizó California y luego desapareció. Hasta ahora

Durante una década de terror, el Asesino del Golden State mató a 12 personas y violó a 45 mujeres. Luego se desvaneció sin rastro. Casi medio siglo después, un anciano de 72 años ha sido detenido en Sacramento. Y es un policía retirado.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Ha pasado casi medio siglo, pero sus crímenes aún se recuerdan en el sur de California, donde se le atribuyen más de un centenar de robos, 45 violaciones y 12 asesinatos cometidos entre 1976 y 1986. Hasta ahora, se le conocía sólo por el apodo que le dio un escritor de novelas criminales: el Asesino del Golden State. Desde anoche, sin embargo, tiene al fin nombre: Joseph James DeAngelo, un ex policía de 72 años detenido en Sacramento.

El estado de California y el FBI habían ofrecido una recompensa de 50.000 dólares por cualquier pista que llevara a detener a este criminal, conocido también como el Violador del East Area. El sospechoso era un hombre blanco de 5 pies y 10 pulgadas, con pelo rubio o moreno claro y constitución atlética.

Sus ataques era siempre similares: enfocaba con una linterna a la cara de sus víctimas, a las que encontraba en las casas a las que entraba a robar. Las ataba con cordones de zapatos, y se dirigía a ellas con los dientes apretados, como para ocultar su verdadera voz. En un principio sólo atacaba a mujeres que vivían solas o con niños. Más adelante también asaltó casas donde vivían además hombres, a los que ataba. A ellas, las violaba. A veces permanecía horas en la vivienda, e incluso se cocinaba allí la comida.

Durante años aterrorizó el área de Sacramento, aunque llegó a atacar también a 400 millas de distancia, en el condado de Orange, según describe el diario The Island Packet. Se difundió un retrato de su posible apariencia. Pero por décadas la investigación permaneció en el congelador de los casos sin resolver.  

Hasta ahora.

El hombre detenido anoche vivía en Citrus Heights, a 15 millas de la capital estatal. Según el diario The Sacramento Bee, llevaba años residiendo allí. Las autoridades han confirmado en la tarde del miércoles que se trata del asesino.