Equipo de Mueller pregunta qué sabía Trump de los emails hackeados a los demócratas

El equipo del Fiscal Especial indaga si Donald Trump sabía que los correos electrónicos demócratas habían sido robados antes de que se divulgaran públicamente, y si estuvo involucrado en su lanzamiento estratégico.
FBI Director Robert Muller
Robert Mueller fue nombrado consejero especial luego de que Trump destituyera a James Comey de la dirección de FBI. Ha presentado cargos contra cuatro personas durante la investigación de la participación Rusia en las elecciones del 2016. Getty Images / Getty Images

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUSCRÍBETE
/ Fuente: TELEMUNDO

El equipo del Fiscal Especial Robert Mueller está preguntando a varios testigos si Donald Trump sabía que los correos electrónicos demócratas habían sido robados antes de que se divulgaran públicamente, y si estuvo involucrado en su lanzamiento estratégico, de acuerdo con varias personas familiarizadas con la investigación.

Los investigadores de Mueller han preguntado a los testigos si Trump conocía los planes de WikiLeaks para publicar los correos electrónicos y sobre la relación entre el operador republicano Roger Stone y el fundador de WikiLeaks, Julian Assange, y por qué Trump adoptó posiciones políticas favorables a Rusia.

La línea de interrogación sugiere que el Fiscal Especial, que tiene la tarea de examinar si hubo colusión entre la campaña de Trump y Rusia durante las elecciones de 2016, está investigando la posible coordinación entre WikiLeaks y los asociados de Trump en la diseminación de correos electrónicos, que funcionarios de inteligencia estadounidenses dicen fueron robados por Rusia.

Relacionado: Mueller imputa a Manafort por sobornar a políticos europeos en favor de Rusia

Trump ha negado repetidamente cualquier colusión y ha descrito la investigación del Fiscal Especial como "ilegal" y una "caza de brujas".

En una línea de preguntas, los investigadores se han centrado en los comentarios públicos de Trump en julio de 2016 pidiendo a Rusia que encuentre los correos electrónicos que su oponente en ese momento, Hillary Clinton, eliminó de un servidor privado que tenía cuando era secretaria de Estado.

Los comentarios se produjeron en una conferencia de prensa el 27 de julio de 2016, pocos días después de que WikiLeaks comenzara a publicar los correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata (DNC). "Rusia, si estás escuchando, espero que puedas encontrar los 30,000 correos electrónicos que faltan", dijo Trump.

Relacionado: Priebus niega que Trump quisiera despedir a Mueller

Se ha preguntado a los testigos si el propio Trump sabía entonces que el presidente de la campaña de Clinton, John Podesta, cuyos correos electrónicos fueron publicados varios meses después, ya había sido blanco de los ataques.

También se les preguntó si alguien ajeno a la campaña le sugirió a Trump hacer una declaración sobre los correos electrónicos de Clinton, y si los testigos tenían razones para creer que Trump trató de coordinar la publicación de los correos electrónicos del DNC para causar el mayor daño a Clinton, han dicho las personas familiarizadas con el asunto.

El portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, diría luego que el entonces candidato Trump había estado "bromeando" cuando llamó a Rusia para que pirateara los correos electrónicos de su oponente.

¿Qué sabía Stone?

Los investigadores también están haciendo preguntas sobre la relación de muchos años de Trump con el agente republicano Roger Stone, según testigos. Los investigadores han preguntado sobre los contactos de Stone con WikiLeaks durante la campaña y si alguna vez se ha reunido con Assange.

"Querían ver si había un plan. ¿Estaba Stone trabajando para Trump?" después de abandonar oficialmente la campaña, dijo una persona entrevistada por la oficina del Fiscal Especial, y agregó que parecía que los investigadores querían saber: "¿Fue un gran complot?"

Relacionado: Mueller entrevistó durante horas a fiscal general de EEUU por Rusia

Rusia robó correos electrónicos de DNC y Podesta, según funcionarios de inteligencia de Estados Unidos, y publicó lotes de ellos a través de WikiLeaks a partir de julio de 2016 y hasta las elecciones.

Como parte de su acuerdo de culpabilidad con el Fiscal Especial, el ex asesor de política exterior de Trump, George Papadopoulos, reveló que en una conversación a fines de abril de 2016, un profesor vinculado con funcionarios rusos le dijo que tenían "cosas sucias" sobre Clinton en la forma de “miles de correos electrónicos”.

El memorando de 10 páginas de los demócratas del Comité de Inteligencia de la Cámara publicado el sábado señalaba que la solicitud del Departamento de Justicia para una orden del tribunal FISA en octubre de 2016 sobre otro asesor de política exterior de Trump, Carter Page, incluía el hecho de que los agentes rusos habían adelantado de su pirateo y difusión de correos electrónicos robados a Papadopoulos.

Relacionado: 

Trump declina comprometerse a darle una entrevista a Mueller

Los investigadores estaban interesados ​​en las declaraciones hechas por Stone en el último mes de la campaña de 2016, que sugerían enfáticamente que conocía la información que el grupo tenía antes de hacerse pública y cuándo podría ser lanzada.

En un caso, Stone escribió en Twitter que "pronto llegaría el momento difícil de Podesta". Semanas más tarde, WikiLeaks publicó los correos electrónicos robados de Podesta.

Como WikiLeaks estaba publicando estratégicamente correos electrónicos robados en los últimos meses de la campaña, Trump también dijo públicamente que amaba al grupo. En 2017, el director de la CIA del presidente Trump, Mike Pompeo, calificó al grupo como un actor hostil no estatal.

Los investigadores también han mostrado interés en cualquier conexión que Stone tenga con WikiLeaks y su fundador, Julian Assange. Stone dijo que se comunicó con Assange y WikiLeaks a través de un intermediario que describió como periodista.

The Atlantic informó esta semana que Stone intercambió mensajes directos en Twitter con WikiLeaks.

El equipo de Mueller ha preguntado a testigos si Stone alguna vez se reunió con Assange. Stone negó haberse comunicado directamente con él.

Stone sirvió brevemente en la campaña de Trump en 2015, y se fue en agosto de ese año. En ese momento dijo que renunció, mientras que la campaña dijo que lo habían despedido.

Los investigadores han preguntado a los testigos sobre el período de Stone en la campaña y cómo fue su relación con Trump. "¿Con qué frecuencia hablaron? ¿Quién realmente lo despidió? ¿Fue realmente despedido?" un relató un testigo, describiendo una línea de cuestionamiento.

En un comunicado, Stone dijo que no tenía "conocimiento previo del contenido o fuente de información publicada por WikiLeaks".

"No he sido entrevistado por el Fiscal Especial", escribió Stone. "Nunca hablé sobre WikiLeaks, Assange o las revelaciones sobre Hillary con el candidato Trump, antes o durante las elecciones. No tengo idea de qué sabía él sobre ellos, de quién o cuándo. Nunca he conocido a Assange".

Stone apareció ante el Comité de Inteligencia de la Cámara durante cuatro horas en septiembre pasado. En su declaración inicial preparada, que también pronunció en el canal de YouTube de InfoWars, Stone negó haber participado alguna vez en "actividades ilegales en nombre de mis clientes o las causas que yo apoyo". Negó haber tenido contacto directo con Assange y llamó a cualquier intercambio con Guccifer 2.0, que se atribuyó el mérito de hackear el DNC, como "inocuo".

Y dijo que su tweet sobre Podesta fue en el contexto de la cobertura de la renuncia del ex presidente de la campaña de Trump, Paul Manafort, a quien llamó su "amigo y colega de la infancia", por acusaciones sobre actividades comerciales en Ucrania.

Posiciones políticas de Trump

En esa misma conferencia de prensa de julio de 2016 donde hizo referencia a los correos electrónicos que faltaban de Clinton, el candidato Trump dijo que estaba abierto a levantar las sanciones contra Rusia y posiblemente a reconocer su anexión de Crimea en Ucrania.

Estados Unidos y sus aliados europeos habían sancionado a Rusia por su intervención en Ucrania y la anexión de Crimea, que la administración Obama se negó a reconocer.

Los investigadores han preguntado a los testigos por qué Trump tomó posiciones políticas favorables a Rusia y habló positivamente sobre el presidente ruso Vladimir Putin, según personas familiarizadas con la investigación.

Los investigadores también han preguntado si Trump se reunió con Putin antes de convertirse en presidente, incluso si se realizó una reunión durante la visita en 2013 a Moscú para su desfile Miss Universo. Trump ha dado respuestas contradictorias sobre cuándo conoció a Putin por primera vez.

A por lo menos un testigo se le preguntó a sobre los intereses comerciales de Trump en Moscú y luego se conjeturó que la investigación del Fiscal Especial podría centrarse en las negociaciones comerciales que tuvieron lugar durante la campaña.

A los testigos también se les preguntó acerca de las conexiones de Stone con Manafort.

A por lo menos un testigo se le ha preguntado sobre el asesor de Trump, Dan Scavino, específicamente sobre cualquier participación que haya tenido en la operación de datos de la campaña. Scavino actualmente dirige las operaciones de redes sociales de la Casa Blanca y es uno de sus colaboradores más cercanos.

NBC News contactó al equipo legal de Trump y la Casa Blanca.

John Dowd, el abogado externo del presidente, le dijo a NBC News: "No hablamos de nuestro conocimiento o comunicación con el Fiscal Especial".

Peter Carr, vocero del Fiscal Especial Mueller, no quiso hacer ningún comentario.