Atrapan a los dos reclusos restantes que escaparon de una cárcel en California

Atraparon a los dos reclusos restantes que escaparon de una cárcel del condado de Orange

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Atraparon a los dos reclusos restantes que escaparon de una cárcel del condado de Orange la semana pasada, dijeron el sábado funcionarios del Sheriff del Condado de Orange .

VER TAMBIÉN: Acusan a maestra de ayudar a fuga de reclusos en California

Los tres presos —uno de ellos acusado de asesinato— escaparon de una cárcel de máxima seguridad de California el pasado 24 de enero, luego de cortar los barrotes de acero de centímetro y medio (media pulgada) y descender del techo usando una soga improvisada.

 

"Fue algo muy bien planeado", dijo el sábado el teniente Jeff Hallock, vocero del Departamento de Policía del condado Orange, en una conferencia de prensa. Los presos fueron vistos por última vez a las 5:00 de la mañana del viernes en la cárcel para hombres Orange County Central en Santa Ana, a unos 60 kilómetros (40 millas) al sureste de Los Ángeles.

 

ARTÍCULO: Cómo se escaparon estos 2 presos de una cárcel de máxima seguridad en NY (FOTOS)

 

Pudieron haber escapado en cualquier momento entre esa hora y la noche del viernes. Los reclusos son Jonathan Tieu, de 20 años detenido con una fianza de un millón de dólares en octubre del 2013 por homicidio, intento de homicidio y agresión armada. Se cree que su caso está ligado a pandillas.

 

Hossein Nayeri, de 37 años, detenido sin derecho a fianza desde septiembre de 2014 acusado de secuestro, tortura, agresión agravada y robo. Después de cometer los delitos en 2012, Nayeri huyó de Estados Unidos a su natal Irán, donde permaneció por varios meses. Fue arrestado en Praga en una escala de Irán a España, a donde viajaba para visitar a parientes.

 

El tercero, Bac Duong de 43 años, estaba detenido sin derecho a fianza desde el mes pasado por intento de homicidio, agresión con arma mortal, posesión de un arma de fuego y otros cargos. También se abrieron paso por los túneles de plomería y finalmente llegaron a un área no vigilada del techo desde donde pudieron descender usando una especie de soga improvisada, agregó Hallock.

 

Los reclusos fueron vistos vistiendo sus uniformes anaranjados a las 5:00 de la mañana durante el recuento de reos y su ausencia fue detectada en el recuento de las 8:00 de la noche, de acuerdo con Hallock.

 

Antes del conteo nocturno, se registró en la cárcel un disturbio que podría haber formado parte del plan de fuga, afirmó Hallock.