Ex embajador boliviano huye a la selva para escapar de la justicia

La mujer dijo a la agencia local Fides que su hijo huyó porque no confía en la justicia; "no se está respetando el debido proceso".

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Un líder indígena cercano al presidente Evo Morales huyó a la selva para evitar su detención, en un escándalo de corrupción que compromete a importantes dirigentes indígenas del partido del mandatario, se informó el sábado.

Rosendo Alpire, de la etnia ayorea y ex embajador en Paraguay, fue convocado por la fiscalía pero no se presentó a declarar. "No salió del país, se fue a la selva donde no llega nadie, ni la policía, ni siquiera ingresa un vehículo porque lo iban a detener para enviarlo a la cárcel", dijo Teresa Nominé, madre de Alpire.

La mujer dijo a la agencia local Fides que su hijo huyó porque no confía en la justicia; "no se está respetando el debido proceso". La fiscalía investiga un desfalco de 14,6 millones de dólares en el Fondo Indígena manejado por dirigentes del Movimiento al Socialismo (MAS), el partido de Morales, en el poder desde 2006.

Más de una docena de dirigentes han sido detenidos mientras son investigados, entre ellas una ex ministra de Justicia. Dos senadores oficialistas están bajo arresto en sus domicilios. Los fiscales dicen que 30 proyectos nunca se ejecutaron pese a que los fondos fueron entregados; otros 713 proyectos quedaron inconclusos.

Dinero de los proyectos fue hallado en cuentas personales El Fondo Indígena financia pequeños proyectos productivos en comunidades indígenas con recursos de la renta petrolera. Hasta ahora es uno de los mayores escándalos de corrupción que compromete la gestión de Morales. Por varios meses la investigación estuvo casi estancada, pero en las últimas semanas altos dirigentes indígenas han sido enviados a la cárcel.

Las detenciones continúan. La oposición política sospecha que la investigación aceleró para ayudar a levantar la imagen de Morales con miras al referendo del 21 de febrero, cuando los bolivianos acudan a votar sobre una reforma constitucional promovida por el gobierno para permitir una nueva relección del mandatario en 2019.

Sectores opositores han pedido públicamente que también sean investigados el ministro de Economía, Luis Arce, uno de los consentidos de Morales por su buen manejo de la economía. Arce autorizaba los desembolsos. También piden la detención de la ex ministra de Desarrollo Rural, Nemesia Achacollo, quien presidía el consejo de administración del fondo.